jueves, 15 de noviembre de 2018

DISERTACIÓN: ¿DETERMINISMO O LIBERTAD HUMANA?

Alejandra Iniesta García 1º Bachiller A.


En nuestra vida cotidiana, tenemos que tomar muchas y variadas decisiones, las cuales condicionan nuestro futuro. En la actualidad, la mayoría de los ciudadanos españoles piensan que realmente son libres, ya que en España vivimos en una democracia y se nos hace ver que tenemos la libertad para tomar nuestras propias resoluciones. Pero, ¿somos realmente libres de decidir, o algo nos lo impone? Además, en repetidas ocasiones hemos podido escuchar que las cosas siguen su destino, por lo tanto, ¿la vida se trata de algo predeterminado?


En la vida, no hay nada predecible en su totalidad, ni la libertad está asegurada, ni todos actuamos de la misma manera porque existan unas leyes que así lo exijan. Primeramente, nadie puede predecir el futuro. Por lo menos, nadie hasta ahora ha podido hacerlo. Por ejemplo, si alguien está estudiando para un examen y tiene la determinación y la seguridad de que esa parte no va a salir, nadie te puede asegurar de que eso es lo que pasará.

Por otro lado, no se puede afirmar que una persona vaya a realizar una acción o la contraria. Es decir, por ninguna ley se podría asegurar que alguien fuera a actuar de una manera determinada. En nuestro país, está prohibido robar, pero, ¿alguien puede negar que diariamente se producen hurtos? En caso contrario, también cabe la posibilidad de que nos vendan eso de tener libertad, de ser libres porque eso es lo que dice la Constitución (siempre y cuando cumplamos las leyes, como dice el dicho, “mi libertad acaba donde empieza la del otro”), y, sin embargo, en muchas ocasiones no existe la opción de elegir y hay algo impuesto, o no se nos dan todas las posibilidades y la elección se reduce a pocas opciones, como es el caso de nuestro sistema educativo. ¿Por qué tiene que haber una nota establecida para entrar a estudiar el grado que a cada uno le gustaría?, ¿no sería más fácil ampliar el número de facultades y de profesores de las especialidades más demandadas? Así, cada uno podría estudiar algo que realmente le apasiona, podría darse cuenta de si es algo vocacional y sería capaz de cambiar de grado si ve que no es capaz de conseguirlo. Además, muchas veces somos libres, pero estamos condicionados, como es el caso de las modas y de las marcas. En la actualidad, se ve con mejores ojos a alguien que lleva una chaqueta Adidas que a alguien que lleva una chaqueta sin ningún logo, por muy guay y cómoda que sea, aunque seamos libres de vestir como y lo que queramos.

Por ello, se debe diferenciar entre determinismo y condicionamiento para poder confirmar la tesis expuesta. Determinismo se define como el conjunto de reglas o causas que van a lograr un fin sin que el personaje que realice la acción tenga alguna manera de evitar un paso o de no hacer algo que sea necesario para llegar al fin. En mi opinión, podemos decir que 2 más 2 está impuesto que el resultado va a ser 4, pero, ¿podemos garantizar que si alguien solo ha estudiado el día de antes para un examen, va a suspender? A partir de ahí se podría decir que sí que existiría un condicionamiento, ya que lo normal es que llevara el examen peor que el que se lo ha preparado durante toda una semana, y todo ello porque la persona ha decidido dejárselo para el último momento. Por lo tanto, el término condicionamiento se define como el no ser totalmente libre de unas consecuencias, pero sí de conservar la libertad suficiente para saberse responsable de los resultados que acarrearán sus propios actos.

De igual manera, ¿es lo mismo ser libre que tener libertad? Por ejemplo, yo tengo libertad de expresión, pero, ¿por ello soy libre, por ejemplo, está bien visto faltar al respeto a alguien metiéndome con él? La respuesta parece evidente. Por otro lado, se supone que cualquiera tiene libertad de elección y puede escoger sus acciones. Si nos tomamos esto al pie de la letra, yo podría ir pegando a diestro y siniestro ya que soy libre de hacerlo.

Sin embargo, es evidente que no todo es tan claro. Por ejemplo, cuando alguien come mucho, se predispone a pensar que estará gordo, lo cual sería probable. No obstante, puede ser que no lo esté, porque haga ejercicio o porque no tenga la misma facilidad de engordar que otros. No se podría asegurar nada solo sabiendo que come mucho. Por otra parte, muchas personas asegurarían que sí que somos libres de elección, como cuando votamos en las elecciones, y sale justo el partido político al que tú votaste como gobierno. Pero, ¿cada uno es libre de elegir unas leyes? De eso se encarga el partido que representa al pueblo de cada país, pero no somos capaces de poder elegirlas por nosotros mismos. Y todo esto solo si somos libres de poder votar para elegir gobierno.

Por último, y con todo lo citado con anterioridad, en mi opinión el determinismo niega completamente la libertad humana. Si hubiera unas leyes, todos actuaríamos de igual manera, y esto en la actualidad, no es así, porque poseemos cierta libertad a la hora de realizar algo. Dos personas pueden haber suspendido, y según el determinismo o ambas reaccionarían mal o ambas se dirían que lo pueden mejorar, pero pensarían lo mismo. No obstante, así no es como ocurre. Puede ser que a una persona le afecte en gran medida y que a otra no le importe en absoluto.


En conclusión, para mi el determinismo es algo que no se presenta en los seres humanos ya que no todos somos iguales en cuanto a pensamiento, cada uno poseemos nuestros principios y nuestras ideas. No obstante, asegurar que somos libres completamente, en mi opinión es algo que no es cierto, bien porque existen condicionamientos, porque hay leyes que lo impiden o porque hay una restricción de opciones. Por otro lado, creo que el determinismo y la libertad humana son incompatibles, ya que si hubiera unas leyes preestablecidas para todo no tendríamos libertad de elección ninguna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario